SOMNO SE DARE

 

Feliz quien no madruga

y aun después de comer,

duerme la siesta.

 

Y del mundo se fuga

cada vez que se acuesta,

y en Babia pasa el tiempo que le resta.

 

Somno se dare

Doctrinario del sueño,

contumaz, activista de jergones,

soñó en un caribeño

país de dormilones,

la gran revolución de los colchones.

 

Somno se dare

Feliz despreocupado

que por catre tomó siempre la grama

y trabaja acostado

y medita en pijama

y así mismo se manda guardar cama.

 

gallery/flecha atrás

ATRÁS

(06:23)

gallery/mellotron